Hemorroides

¿Qué son las hemorroides agrandadas? 

Las hemorroides agrandadas -también conocidas como almorranas- son una afección frecuente pero incómoda que afecta a las venas del recto y el ano. Se producen cuando las venas se hinchan debido a un aumento de la presión, a menudo como consecuencia de un esfuerzo al defecar, por estar sentado mucho tiempo, por obesidad o durante el embarazo. 

Las hemorroides agrandadas son mucho más frecuentes de lo que mucha gente podría suponer, y afectan tanto a hombres como a mujeres. Según el Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales, aproximadamente la mitad de los adultos mayores de 50 años han experimentado los síntomas de las hemorroides. Aunque es posible que no se hable mucho de esta afección por vergüenza o incomodidad, lo cierto es que es frecuente y afecta a una parte importante de la población. Es importante comprender que padecer hemorroides no es inusual y que existen varias opciones de tratamiento eficaces.

qué son las hemorroides agrandadas

Tipos de hemorroides

Existen dos tipos de hemorroides:

  • Interna, que se produce en el interior del recto
  • Externo, bajo la piel alrededor del ano

 

Hemorroides internas

Las hemorroides internas se localizan en la parte profunda del recto. Generalmente no son visibles y suelen ser indoloras porque en esta parte del cuerpo hay menos nervios sensitivos al dolor. Sin embargo, el esfuerzo o la irritación pueden provocar sangrado o protrusión durante la defecación. En casos graves, las hemorroides internas pueden prolapsarse, extendiéndose hacia abajo y sobresaliendo del ano.

Hemorroides externas

Por otro lado, las hemorroides externas se encuentran bajo la piel que rodea el ano, donde hay muchos más nervios sensibles al dolor. Por lo tanto, suelen ser más incómodas y pueden causar dolor o molestias importantes, sobre todo si se forma un coágulo de sangre en su interior. Los síntomas de las hemorroides externas pueden incluir sangrado, hinchazón y bultos sensibles alrededor del ano. En muchos casos, los remedios caseros pueden ayudar a controlar los síntomas, pero los casos persistentes o graves pueden requerir atención médica.

Síntomas de las hemorroides

Aunque muchas personas pueden tener hemorroides, no todas experimentan síntomas. Sin embargo, cuando aparecen, pueden ser físicamente incómodas y causar estrés emocional debido a su localización y naturaleza. Es fundamental consultar a un profesional sanitario si sospecha que tiene hemorroides, sobre todo si nota sangrado.

Los síntomas más comunes de las hemorroides incluyen:

  • Malestar
  • Picazón
  • Dolor alrededor de la región anal
  • Sangrado durante la defecación

 

Además de estos síntomas, las personas pueden experimentar otros. Estos síntomas pueden variar dependiendo del tipo de hemorroide y la gravedad de la condición, tales como: 

  • Hemorroides internas: En este tipo, uno de los síntomas más frecuentes es el sangrado indoloro durante la defecación. Es posible que notes rayas de sangre roja brillante en el papel higiénico después de hacer un esfuerzo para defecar. En algunos casos, las hemorroides internas pueden prolapsarse -o estirarse y sobresalir del ano-, lo que provoca sensación de plenitud rectal o molestias y signos visibles de una protuberancia o bulto.
  • Hemorroides externas: Suelen provocar más molestias debido a su localización. Los síntomas pueden incluir dolor, especialmente al sentarse, hinchazón alrededor del ano y posible hemorragia. Puede haber uno o varios bultos duros cerca del ano, lo que provoca dolor agudo si se forma un coágulo de sangre. 

 

Si experimenta alguno de estos síntomas, acuda al médico. La detección y el diagnóstico precoces pueden conducir a un tratamiento eficaz y descartar causas más graves de sus síntomas.

síntomas de las hemorroides agrandadas

Opciones de tratamiento para las hemorroides

Existen varias opciones de tratamiento para las hemorroides, dependiendo de la gravedad de la afección. Van desde sencillos remedios caseros a intervenciones quirúrgicas más avanzadas. A muchas personas les pueden aliviar los síntomas unos sencillos cambios en su estilo de vida, como aumentar la ingesta de fibra y líquidos, tomar baños calientes con regularidad y aplicarse cremas o supositorios para las hemorroides. Los analgésicos de venta libre, como el paracetamol, la aspirina o el ibuprofeno, también pueden aliviar el dolor y la inflamación. 

En los casos en que estas medidas conservadoras resulten ineficaces, puede ser necesaria una intervención médica. Una de las opciones menos invasivas es la ligadura con banda elástica, en la que se coloca una banda elástica alrededor de la base de la hemorroide para cortar su flujo sanguíneo, provocando su muerte y caída.

Sin embargo, existe una nueva opción de tratamiento mínimamente invasivo denominada embolización de hemorroides.

Cirugía tradicional de hemorroides frente a embolización de hemorroides 

Cuando se trata de tratar las hemorroides agrandadas, el tratamiento tradicional de las hemorroides ha implicado a menudo una cirugía invasiva. Este procedimiento, aunque eficaz, puede provocar un dolor considerable, hemorragias y un período de recuperación prolongado. Los pacientes suelen necesitar varias semanas para recuperarse totalmente, durante las cuales pueden experimentar molestias e inconvenientes. 

En cambio, la embolización de hemorroides presenta una alternativa mínimamente invasiva. Este procedimiento implica el uso de un pequeño catéter para bloquear el suministro de sangre a las hemorroides, haciendo que se encojan y finalmente desaparezcan.

Beneficios de la embolización de hemorroides

Las principales ventajas de la embolización de hemorroides son su seguridad y eficacia. Al ser mínimamente invasiva, el riesgo de complicaciones es significativamente menor que con la cirugía tradicional. Los pacientes experimentan menos dolor, una hemorragia mínima y un tiempo de recuperación más rápido, volviendo a menudo a sus actividades normales en pocos días.

Además, la embolización de hemorroides es sorprendentemente asequible. En comparación con los costes asociados a la cirugía tradicional y las estancias hospitalarias, es una opción mucho más rentable para los pacientes. Esto hace que sea una opción atractiva para aquellos que están preocupados por su situación financiera o la falta de cobertura de seguro. 

En general, la embolización de hemorroides ofrece una solución cómoda y eficaz para quienes padecen hemorroides agrandadas. Es menos invasiva que la cirugía tradicional y viene con menos riesgos y un tiempo de recuperación mucho más rápido. Además, es bastante rentable, por lo que es una opción ideal para aquellos que buscan alivio sin romper el banco. Si usted está buscando una manera eficaz de tratar sus hemorroides agrandadas con un mínimo de dolor y molestias, entonces esta puede ser la opción de tratamiento ideal para usted. 

Tratamientos de hemorroides en Texas Vein & Wellness Institute

En resumen, la embolización de hemorroides ofrece una alternativa más segura, menos dolorosa y más cómoda. Póngase en contacto con nosotros para solicitar una cita y ver si la embolización de hemorroides es adecuada para usted. Tome el control de su salud hoy mismo.

Contacte con nosotros hoy mismo

Solicite una cita o una revisión con un especialista TXVWI.

Visítenos en una de nuestras 6 sedes

Memorial Houston, TX Mapa de situación

Memorial

11221 Katy Fwy #115, Houston, TX 77079

Cómo llegar
Mapa de ubicación de Houston, TX

West University

5585 Weslayan St, Houston, TX 77005

Cómo llegar
Mapa de ubicación de Brenham, TX

Brenham

635 Medical Pkwy, Brenham, TX 77833

Cómo llegar
Mapa de ubicación de Pasadena, TX

Pasadena

3333 Bayshore Blvd #260, Pasadena, TX 77504

Cómo llegar
Mapa de situación de Pearland, TX

Pearland

1920 Country Pl Pkwy #110, Pearland, TX 77584

Cómo llegar
Mapa de ubicación de Woodlands, TX

Los bosques

9303 Pinecroft Dr #350, The Woodlands, TX 77380

Cómo llegar